VIH: Una vida mejor es posible



En el África subsahariana, uno de cada 20 adultos está infectado por el VIH, pero hay más de 16 millones de personas que reúnen las condiciones para recibir el tratamiento que no tienen acceso a los medicamentos antirretrovirales.
Este proyecto, que comenzó en 2014, busca dar apoyo económico a pacientes con bajos ingresos para que puedan llevar a cabo los análisis de control y seguimiento de su enfermedad. A lo largo del 2016, se ha continuado atendiendo alrededor de 160 personas de bajos recursos, especialmente mujeres embarazadas, niños que han sufrido enfermedades oportunistas y recién nacidos que necesitan leche terapéutica en sustitución de la leche materna.